martes, 29 de julio de 2014

Telar de Malgastar...

Cuenca de celofán, vinil de estereofon...
Carraspera de bombón y telar de malgastar...
Esas fueron las palabras de Gioconda al mirar quieta mientras le dibujaban una sonrisa triste, o una triste sonrisa. Palabras un poco excéntricas para una bruja del renacimiento.
Esa mañana se asomo tímida al corredor de su casa y pensó: "No voy a pensar en nada mientras me pinten". Pero estando allí se le ocurrieron tantas cosas que podía decir, como de otros tiempos... como de lo que diría la gente cuando la miraran inmortal en un lienzo.
Ese pintor tan sexy, que le hablaba del color, de la textura, del deseo en la mirada... Cosas que ella entendía en palabras pero que nunca había probado. Un día pensó en tirarle un beso, otro en guiñarle el ojo, otro en aflojarse el camison....
Pero luego se quedo quieta y miro el tiempo pasar... o mas bien el tiempo la miro pasar.

No hay comentarios: